Entretenimiento

Estos Patrimonios de la Humanidad pueden desaparecer por culpa del cambio climático

coral australia

El cambio climático está provocando numerosos desastres naturales, y además debido al calentamiento global muchos ecosistemas están destruyéndose. Estos Patrimonios de la Humanidad podrían desaparecer próximamente si no hacemos algo para reducir la contaminación.

El cambio climático está afectando a todo el planeta y a todos los ecosistemas, y los lugares declarados Patrimonio de la Humanidad por la Unesco no están exentos de las consecuencias de la contaminación de la Tierra. Así, numerosos Patrimonios de la Humanidad podrían desaparecer por culpa del cambio climático.

Comenzando por la ciudad de Venecia, que se hunde poco a poco, hasta el blanqueamiento que se está produciendo en la Gran Barrera de Coral de Australia, el calentamiento global está arrasando con todo aquello que la UNESCO intenta proteger cada año, y muchos de estos lugares podrían desaparecer en los próximos años.

El Ilulissat Icefjord de Groenlandia, donde se encuentra el glaciar Sermeq Kujalleq el cual se está derritiendo a causa del calentamiento global es otro de los ejemplos de que el Patrimonio Mundial se está extinguiendo a causas de las condiciones climáticas.

“Casi todos los sitios del Patrimonio Mundial tienen algún nivel de amenaza por el cambio climático”, ha afirmado subdirector del Programa de Energía y Clima de Union of Concerned Scientists, una ONG de defensa de la ciencia Adam Markham.

El Parque Nacional de Yellowstone en Estados Unidos también está pasando por uno de sus inviernos más cortos, con menos nieve y ríos cada vez más cálidos e incendios muy prolongados, según el informe del programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente de la UNESCO y la Unión de Concienciados Científicos.

Según los científicos se podrían perder hasta la mitad de los humedales de Yellowstone, y los incendios harán que el bosque frondoso que existe actualmente se convierta en un bosque muy abierto. En las Islas Galápagos los efectos del fenómeno de El Niño hacen que las aguas se calienten frente a la costa, y esto produce que muchas especies no puedan alimentarse.

Las estatuas moai en el Rapa Nui (Isla de Pascua) también se encuentran en peligro, ya que el aumento del nivel del mar y de las olas en las tormentas ponen en riesgo las estatuas milenarias.

Según la evaluación de 242 sitios naturales realizada por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), uno de cada cuatro sitios del Patrimonio Mundial de la Humanidad está muy amenazado por el cambio climático. Esta tendencia se ha duplicado desde el año 2014 al 2017, convirtiéndose el cambio climático en la amenaza que más rápido ha crecido en los últimos años.

El cambio climático está provocando huracanes mucho más destructivos, según la ciencia

Numerosos arrecifes de coral se han visto afectados por la contaminación de la Tierra, como la barrera coral de Belice en el Atlántico y la Gran Barrera de Coral de Australia.

“La Convención (Patrimonio de la Humanidad) dice que tienes que identificar esos sitios únicos y transmitirlos a las generaciones futuras. Si no tenemos nada que transmitir, se trata de una situación dramática”, ha afirmado la directora del Centro del Patrimonio Mundial de la Unesco, Mechtild Rossler.

Es necesaria la creación de estrategias para cuidar estos lugares tan característicos del planeta, y concienciar sobre el cambio climático. “Si un sitio está bien gestionado, hay muchas posibilidades de que aborde mejor el cambio climático”, afirma Rossler.

Estos Patrimonios de la Humanidad pueden desaparecer por culpa del cambio climático si no tomamos medidas inmediatas para reducir la contaminación en el planeta y cuidar el medio ambiente.

Vía | CNN

Sobre el autor

Alicia Ruiz Fernández