Tecnología

La Unión Europea elimina el geobloqueo para el e-Commerce dentro del Viejo Continente

Los candidatos a las europeas en las redes: mucha España, poca Europa y webs lentas

Casi dos tercios de los consumidores europeos que querían hacer compras online en otro país de la UE no podían llevarlas a cabo debido a los bloqueos geográficos de algunas empresas, algo que está prohibido desde hoy mismo.

Desde hoy, el “bloqueo geográfico injustificado” en páginas web europeas es totalmente ilegal, después de que haya entrado en vigor un nuevo reglamento -propuesto por la Comisión Europea- con el  objetivo de eliminar barreras innecesarias para el comercio electrónico dentro del Viejo Continente. En ese sentido, los ciudadanos de la UE ya no tendremos que preocuparnos si un sitio web nos bloqueará el acceso o nos redirigirá solo porque viistamos el portal desde un país diferente al de origen.

“En 2015, el 63% de los sitios no permitieron compras en otro país de la UE, por lo que casi dos tercios de los consumidores que querían hacer compras online en otro país no las podían llevar a cabo. Terminamos con esta práctica el tres de diciembre”, ha explicado Andrus Ansip, el vicepresidente del mercado único digital. “Queremos una Europa sin barreras, lo que implica, entre otras cosas, la eliminación de barreras al comercio en línea”.

La Unión Europa, “cerca” de llegar a un acuerdo sobre la tasa a las empresas digitales

Por su parte, la comisaria de Mercado Interior, Industria, Emprendimiento y Pymes, Elzbieta Bienkowska, ha añadido que esta prohibición era un paso lógico hacia el futuro mercado único digital, después de la eliminación de los cargos por roaming y la entrada en vigor del Reglamento General de Protección de Datos (GDPR).

Eso sí, ahora queda lo más complicado. No en vano, cada país deberá establecer las estructuras necesarias para asegurarse de que se está aplicando esta nueva legislación. Además, la Comisión también admite que cada país necesita establecer medidas o multas en caso de que algunas empresas no cumplan con estas disposiciones. Y, de cara a 2020, la propia Comisión Europea evaluará la eficacia de esta iniciativa con el fin de mejorarla (o derogarla, si fuera necesario).

Sobre el autor de este artículo

Alberto Iglesias Fraga

Periodista especializado en tecnología e innovación que ha dejado su impronta en medios como TICbeat, La Razón, El Mundo, ComputerWorld, CIO España, Business Insider, Kelisto, Todrone, Movilonia, iPhonizate o el blog Think Big, entre otros. También ha sido consultor de comunicación en Indie PR. Ganador del XVI Premio Accenture de Periodismo, ganador del Premio Día de Internet 2018 a mejor marca personal en RRSS y finalista en los European Digital Mindset Awards 2016, 2017 y 2018.